Normas sociales y otras cosas que no entiendo

No dejo de darle vueltas a algo. Siempre lo he pensado, pero cada día se hace más y más grande, hasta el momento en que es inevitable quitármelo de la cabeza. Algo que veo, y que vuelvo a ver, y que de nuevo veo otra vez, cada vez más y más veces. Y gente y más gente lo hace, lo repite, lo vuelve a hacer, y vueltas y vueltas y vueltas. Existe una metodología, he llegado a la conclusión, para vivir. Todo el mundo hace lo mismo, busca lo mismo, piensa lo mismo.

A veces me extravío. No soy la única, a otras personas también les pasa. Algunas vuelven con las demás, otras se pierden. No sé dónde terminaré yo. Y vueltas, y vueltas, y más vueltas, y siento que me guío por una corriente de acciones repetidas, que continuamente me atraen, y me sumergen en ellas. Las repito, sin pensarlo, y algo me dice que así seré feliz. La gente las hace; gente feliz, gente infeliz. Yo también las hago.

Intento ser yo misma. Intento no pensar en la corriente. Intento dejarme llevar por lo que siento y no lo que veo, pero ¡dios! A veces resulta tan difícil diferenciar lo uno de lo otro. A veces no sé si pienso o es que mis pensamientos no son ni míos. A veces el mundo parece un sinsentido y no hay por dónde cogerlo, es todo igual, todo lo mismo, ¡es todo tan ridículo!

¡Dejadme pensar, dejadme sentir! ¡Dejadme vivir una vida con sentido, sin tantas vueltas, sin tanta monotonía! Quiero extraviarme, quiero escapar de la corriente que me quiere llevar, que me lleva. No logro escapar; a veces asomo la cabeza, pero me vuelven a llamar, y de nuevo dentro, luchando por no perderme.

La corriente se ríe de los extraviados. Los extraviados no se inmutan. Yo quiero extraviarme y ser uno de ellos, ser yo misma entre un montón de extraviados. ¡Quiero ser libre, quiero huir de la norma y de tantas ridiculeces, de tantos sinsentidos! Ja, ja. Quiero que se rían de mi libertad, que me teman, que sepan que no quiero vivir como ellos, ni hacer lo que ellos hacen. Quiero tener total control de mis decisiones, y saber que nadie ha influido en ellas.

Quiero que dejen de tirar de mí para que me reincorpore a la corriente, quiero ser libre, ¡y volar!

0 comments on “Normas sociales y otras cosas que no entiendoAdd yours →

Deja un comentario